Cuando va a nacer nuestro primer bebé, casi siempre tenemos dudas sobre lo que va a necesitar o cómo cuidarlx.

Lo primero de todo, quiero aclarar, que lo único que necesita un bebé de forma prioritaria y casi exclusiva es: su madre. Un bebé nada más nacer, espera encontrarse inmediatamente en el regazo de su madre por el que trepará para encontrar el pecho (todo esto sin una epidural puesta, pues con ella nacen con el tono más bajo y no reptan al pecho). No necesita intervenciones la mayoría de las veces, ni mucho menos que un/a profesional a quien no conoce de nada (con olores y microbiota extraña para el bebé) lo separe de su madre. Dicho esto, comienzo con mis recomendaciones sobre los cuidados a un recién nacido.

1.Ropa

No suelo recomendar poner el pañal nada más nacer, llevan 9 meses sin nada pegado al culo y a su piel, sobre todo plástico. Por lo que si podemos esperar unos días o bastantes horas antes de ponerle nada, mucho mejor. Que la ropa que le pongamos sea siempre de algodón, cómoda, flexible y holgada para poder facilitarle el movimiento.

Todos esos conjuntos de lazos, vaqueros, petos, etc que nos han regalado a todas y con los que están monísimos, sean para hacerle la foto junto a la abuela. Pero no para pasar un día entero, porque les resulta incómoda, ya que tienen de por sí poca movilidad (nacen inmaduros sobre todo en el aspecto neurológico, lo que ejercita el sistema motor) y esas ropas les ponen aún más obstáculos y limitan su movimiento.

2.Baño

Lo siguiente que añado es que a los bebés no hace falta bañarlos nada más nacer, de hecho es bastante perjudicial. Vienen con olor al líquido amniótico con el que estaban bañados y las glándulas de la areola producen una sustancia que huele muy similar para ellos. Lo cual, si no están bañados, les facilita encontrar el pecho. Hay que secarlos para que no pierdan calor, pero no es necesario bañarlos. Y hasta que el cordón no se ha caido tampoco es recomendable el baño. Yo siempre cuento que tardé un mes en bañar a mi hija, la sangre de su cabeza se fue secando y cayendo como si fuera polvo. Su olor me resultaba delicioso y no quería que lo abandonara.

Eso sí, el primer baño suelo recomendar que te metas con ella o él, el primer contacto de nuevo con el agua, que sea junto a la piel de mamá. Así le resultará más relajante. Y de forma general, no recomiendo bañar a los bebés a diario. No hacen ejercicio, no sudan, no huelen mal. Con una vez o dos a la semana es suficiente. Que su piel está llena de protección que eliminamos al darles jabón y los exponemos a más infecciones. Si lx bañas con agua calentita y unas gotas de aceite de baño, sin jabón, perfecto.

3.Ojos

Algunas veces nacen con el lagrimal obstruido o se contagian de alguna bacteria nada más nacer (por la cantidad de gérmenes que todos tenemos) y desarrollan conjuntivitis o se les acumulan las legañas. En la obstrucción del lagrimal, lo primero que hay que hacer es realizar masajes en círculos en la parte externa de la nariz, por debajo del lagrimal. Cuando se les han acumulado restos y tienen las pestañas pegaditas unas a otras, recomiendo limpiar con suero fisiológico de dentro hacia afuera junto a una gasa esteril puesta en el dedo. Pasar la gasa por el ojo -tras haber echado suero fisiológico en la parte interna del ojo (junto a nariz)- desde dentro hacia afuera, con suavidad, intentando arrastrar las legañas para que las pestañas dejen de estar pegadas unas a otras.

Por último, echar alguna gota de leche materna en el lagrimal directamente del pecho, ayuda a curar cualquier gérmen que hayan podido coger. Si ésto no funciona (a veces cuesta bastantes días que una conjuntivitis se cure), recomiendo usar Euphralia, un medicamento homeopático que se usa para curar conjuntivitis. La homeopatía le funciona a mucha gente, aunque la evidencia científica no la respalde. Yo siempre he usado Euphralia cuando mis hijos han tenido conjuntivitis y me ha ido muy bien (no cobro comisión, lo juro). Y si empeora la conjuntivitis, tienes dudas o lleva varias semanas sin curar, acude a tu pediatra de referencia.

4.Vías respiratorias

Los bebés al pasar por el canal del parto, sueltan líquido amniótico que pueda haber en su sistema respiratorio y fluidos. Pero no todo sale, los primeros días suelen toser, estornudar y a veces vomitar tras alguna toma de leche. A veces vomitan sólo mucosidad con algo de sangre oscura, que pertenece al canal del parto si han nacido vía vaginal. Y es normal, suele ser mucosidad que necesitan expulsar y luego se quedan más tranquilos. Pasados 3 o 4 días ya no suelen vomitar por ello. Si vomitan sangre roja, hay sangre roja en el pañal que viene del ano o les sale sangre roja por la nariz, sí es un signo de alarma y hay que acudir al pediatra.

Pero a veces, cogen algún pequeño catarro o se llenan de mocos y les cuesta comer, dormir, respirar. Los bebés sólo respiran por la nariz a menos que ésta esté obstruida de mocos, lo cual hace que tengan que respirar por la boca. Para ellos es muy molesto y a veces viene bien hacerles lavados con suero fisiológico en la nariz. Para hacerlo, debes poner al bebé boca arriba sobre una superficie firme, ladeando la cabeza hacia el lado contrario por el que vas a introducir el suero y meter 1 ml de suero fisiológico, sin mucha fuerza, pero de forma contínua. Lo ideal, es que salga por el orificio contrario, el suero junto a mocos acumulados. Y lo mismo con el otro orificio.

5.Irritación del pañal

En mis talleres, hablo sobre el uso de pañales de tela, los cuales suelen dar menos roces e irritaciones en el culito del bebé. Si ésto te pasa con tu hija/o, hay varias formas de solucionarlo. Lo primero es intentar tenerle con el culo al aire el mayor tiempo posible, acostumbrarte siempre a lavarle con una mezcla de aceite y agua (mezclar 1l de agua con 80 gr de carbonato cálcico, agitar bien y luego mezclar a partes iguales en un bote difusor con aceite de oliva para que forme una pasta) echada en una gasa o trocito de toalla vieja.

Las toallitas desechables, a parte de contaminar muchísimo, irritan la piel por el alcohol y los productos químicos que llevan. Lo siguiente que recomiendo es usar cremas de caléndula lo más naturales posible, si no encuentras las típicas de mercado naturales hechas de forma casera, están bastante bien las de Weleda o marca similar(tampoco cobro comisión).

Y por último, cuando la irritación es muy grande y no se soluciona con nada de lo anterior, yo usaba una mezcla que no se recomienda abusar porque lleva mercromina roja y a mucha gente eso le echa para atrás. Pero qué queréis que os diga, tener a mi hija llorando de escozor con el culo ardiendo durante días, me hizo usarla y en cuestión de horas, casi dia y medio, todo mejoró. Se mezclan a partes iguales: aceite de oliva, polvos de talco y mercromina roja. En un bote pequeño, lo agitas bien y se forma una pasta que mancha muchísimo (por la mercromina roja). Así que usad desechables ecológicos para ese día y no los de tela porque ya no les quitáis la mancha. Pero también guantes para vosotras si no queréis llevar el dedo rojo durante días. Extended la pasta por toda la zona de escozor y poned el pañal. Mano de santo cuando estás desesperada.

6.Lo más importante

Y por último, mucha teta. Teta, teta y más teta. Y brazos, muchos brazos. Que nadie se malacostumbra al amor.