Consultas Domiciliarias de Lactancia

La lactancia materna es el alimento diseñado específicamente para cada recién nacido, pero no cualquier leche materna, no. La leche materna de la madre de cada bebé es exactamente la que éste o ésta necesita. Los primeros días tenemos calostro, poca cantidad, pero suficiente para el estómago minúsculo de un recién nacido en el que apenas caben 6 ml. Y, sobre todo, el calostro es oro, porque contiene lo justo para un estómago que va a recibir su primer alimento (sin contar con el líquido amniótico que va tragando un bebé a lo largo del embarazo), es un líquido amarillento, rico en hidratos de carbono y anticuerpos, muy fácil de digerir. Luego viene la leche de transición que nos dura hasta los 10-12 días desde el nacimiento, y por último la leche madura, que va cambiando según si nuestro bebé se pone malito o tiene una crisis de crecimiento. ¿No os parece increíble? Hay datos de la leche materna que no dejan de sorprenderme, es un alimento vivo, en constante evolución y útil hasta el destete.

Las consultas de lactancia materna son los servicios que más realizo, pues las madres de hoy, ya no vemos lactancias en el autobús, por la calle, en la fila del banco, en el parque, de forma habitual y normalizada. Dar de lactar parece una hazaña, cuando en realidad es un proceso natural y fisiológico para el que nuestro cuerpo está preparadoTodas las madres tienen leche, todas las madres que tienen pechos con glándulas, tienen leche, salvo extrañísimos casos de agalactia. Otra cosa es que produzcamos poca cantidad por diversos motivos.

 Ésta y otras dudas de lactancia se resuelven con facilidad en consulta. Problemas que parecen no tener solución, muchas veces tienen origen en algo fácil de resolver. En ocasiones, tiene que ver con haber seguido el consejo de algún profesional (o no profesional) que no sabe de lactancia materna.

«Cada lactancia es única y para resolverla, es necesario mirar a la diada

madre-bebé de forma individualizada, sin dar consejos de manual»

Comencé mi formación en lactancia materna hace 13 años en Lima, en una sede oficial de la Liga de la Leche, que ofrecía la formación de IBCLC. Continué acompañando lactancias durante todo el tiempo que viví allí. En España me tocó vivir mis propias lactancias (cero agarre al pecho hasta el mes y medio, grietas, pezones irritados, bajo peso, mastitis, crisis de crecimiento…), un master intensivo que tiene cualquier madre que haya criado varios hijos. Me introduje en Via Láctea en el año 2010, para poder aportar y aprender, continué acompañando lactancias a mi alrededor, seguí leyendo libros, viendo vídeos, recibí más formación estudiando matrona y tras acabar, seguí actualizándome en cursos de lactancia materna fuera de mi ciudad. El conocimiento sobre esta disciplina parece que no se acaba nunca. Y es que es algo complejo y a la vez clave en la crianza y el vínculo con tu hijx.

Al solicitar una cita, acudo al domicilio para poder veros en vuestro medio, observaros criar en vuestra zona de confort y saber mejor qué puede estar sucediendo. Me quedo una hora y media o dos horas máximo, dependiendo de la necesidad de cada madre y cada bebé.

«El precio de esta consulta es de 60€ con el desplazamiento incluido si es en Zaragoza. Si vives fuera de mi ciudad, me desplazo a un máximo de una hora y el precio es de 80€ más el kilometraje por desplazamiento»

Arantxa y Ruben

«Llamé a Laura a las 5 semanas de nacer mi bebé, muy desanimada y pensando en abandonar la lactancia. Tenía grietas, mucho dolor, poca leche y el bebé perdiendo peso. Todo el mundo me animaba a darle el biberón y dejar el pecho. Pero yo sabía y sé que es lo mejor para el bebé, así que me resignaba a dejarlo…Laura me animó a no dejarlo y me ayudó mucho, tanto psicológica como físicamente. Las grietas se me fueron curando, tuve más leche, el bebé ganó peso y ambos disfrutamos de la lactancia»

Consúltame tus Dudas

Si después de contarte un poco por encima quién soy y lo que puedo ofrecerte, tienes interés en conocerme, ponte en contacto conmigo. Estaré encantada de atenderte.